martes, 16 de febrero de 2016

París registra la sede de Carrefour y amenaza a los lácteos: los agricultores quieren lo mismo en España.

Las asociaciones agrarias españolas miran con envidia a lo que sucede al otro lado de los Pirineos. Este viernes, los ministros de Economía y Agricultura galos amenazaron con medidas a la industria y la distribución si persistían los "precios bajos" que pagan al productor.


"Un registro ha tenido lugar el 9 de febrero en los locales de Carrefour France en Massy con motivo de algunas negociaciones comerciales en curso. El grupo Carrefour otorga la importancia más grande a la aplicación de la ley en todas las circunstancias. Si los incumplimientos fueran certificados, el grupo Carrefour asumirá todas las consecuencias y ejecutará las medidas que se le impongan". Con este breve comunicado, Carrefour informaba este domingo de que el Gobierno francés, a través de la brigada antifraude, había tomado medidas taxativas para ver si estaba haciendo concertación de precios, si su mano está contribuyendo a hundir al sector primario como este denuncia.
El campo francés es históricamente muy reivindicativo pero lleva varios meses con manifestaciones masivas. Y su Gobierno no ha tenido dudas en apoyar este viernes su postura frente a la de la industria y la distribución: "A la luz de la difícil situación de los ganaderos franceses, los ministros han dejado claro a las industrias minoristas y de procesamiento de alimentos que no aceptarán que las negociaciones comerciales de 2016 lleven a precios más bajos, sobre todo en los productos lácteos". Stéphane Le Foll, ministro de Agricultura, y Emmanuel Macron, de Economía, firmaban este aviso el viernes.
Lo mismo que en Francia está ocurriendo en España, asegura Miguel Blanco, de COAG: "Existe un concepto no sólo de venta a pérdidas, sino también la compra a pérdidas, lo que te compra el productor forzando el precio a la baja de tal forma que hay que vender a pérdidas. Eso es venta a pérdidas del producto forzado por el abuso de posición de dominio de la industria y la distribución. La compra a pérdidas lo hemos venido reivindicando en COAG, que se actúe contra esas industrias y esa distribución en base a la ley de defensa de la competencia". Por ejemplo, argumenta el representante de COAG, "el kilo de lechuga se compra al agricultor a 8 céntimos y se vende al consumidor a 95. Es un diferencial brutal, del 1.000%".


Este martes a las 8.45 en Mercamadrid, los distintos eslabones de la cadena alimentaria (productores, industria, cooperativas y distribuidores) se reúnen con el candidato socialista a la presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez. A esa reunión asistirá Lorenzo Ramos, secretario general de UPA y productor de frutas. "Por ejemplo, en mi segmento estamos hartos de ver cómo pagan a los agricultores precios a 30 céntimos para luego multiplicar por 6 o más el precio que recibe el consumidor. Queremos explicarle a Pedro Sánchez el problema, porque nosotros presentamos denuncias ante la AICA cuando vemos mala praxis y los supermercados responden siempre diciendo que queremos subir el precio al consumidor. Eso no es cierto, hay margen para pagar más y seguir ganando dinero", asegura.
Las sanciones con las que París asusta a industria y distribución no son pequeñas: de hasta un 5% de su facturación, lo que en el caso de Carrefour superaría los 2.000 millones de euros de multa. Y las organizaciones agrarias ven, una vez más, al vecino francés como el ejemplo a seguir en "la defensa de su sector agrícola y ganadero". "En España, una multa por venta a pérdida o abuso de posición de dominio, que se pone por parte de la administración autonómica, se soluciona con unos 3.000 euros salvo que sea reticente", declara Blanco, "en Francia amenazan con sanciones millonarias que realmente harían daño a los incumplidores".


El foco en Carrefour
Para UPA, al igual que en Francia Carrefour está siendo investigado por prácticas irregulares, también en España esta cadena es una de las más problemáticas. La asociación de agricultores ha denunciado ante la autoridad de seguridad alimentaria a la empresa en multitud de ocasiones, con denuncias en las que acusa a la empresa francesa de saltarse la ley de comercio minorista como en este caso con la leche.

Fuente original: http://vozpopuli.com/economia-y-finanzas/76120-paris-registra-la-sede-de-carrefour-y-amenaza-a-los-lacteos-los-agricultores-quieren-lo-mismo-en-espana


Ayúdanos comprando en Amazon
Ayúdanos comprando en Amazon

Podéis seguirnos y contactar en RRSS
Síguenos en facebook Síguenos en Google+ siguenos en Twitter sígueme en Instagram sígueme por Correo

1 comentario:

  1. Vaya, ya has borrado la entrada anterior donde te has confundido y acusado falsamente (otra vez), y así, por arte de magia, nunca te equivocas.

    ResponderEliminar